David Bernal, socio de Ludo, gana el XII Concurso Ciutat de Granollers de creación de juegos

  • Posted on: 3 June 2019
  • By: dmarchal

Durante la celebración de la pasada Feria JugarxJugar, se anunció el nombre de los ganadores del XII Concurso Ciutat de Granollers de creación de juegos. El segundo premio fue para Raúl Fernández, con Messina 1347; mientras que el primero recayó en David Bernal, con su prototipo Fukushima.

Eso sí, ser el ganador del concurso no ha sido un camino fácil para David. Todo comenzó el pasado mes de enero, cuando se decidió a probar suerte con tres prototipos que tenía más avanzados: Fukushima, Chicago 1930 y Mississippi 1863-1865. “Ya había participado en 2017 y el prototipo se quedó por el camino, por lo tanto este año no tenía por qué ser de otra manera”, explica. De hecho, se presentaron 66 juegos, por lo que sus esperanzas de pasar la primera criba eran escasas. No en vano, 46 juegos se quedarían fuera y solo 20 se clasificarían. Y entre ellos estaban los tres que presentó David. “Pasar la primera fase siempre es gratificante, y más cuando has intentado hacer un reglamento curioso, con imágenes que muestren el juego y que deje las menos lagunas posibles”, comenta.

Pero la sorpresa para David vino a finales de mayo. En ese momento, se comunicó que, de los veinte juegos que hay en concurso, llegaban seis a la final, y dos eran de David: Fukushima y Chicago 1930. “Esto es más de lo que podía imaginar, la alegría era inmensa y yo ya me sentía recompensado por el mero hecho de llegar a la final”. A partir de ahí, David cuenta la evolución de los hechos: “Quedaba una semana para que el jurado exprimiera los seis juegos finalistas y diera su veredicto, y se me hizo la semana más larga de todo el año. Finalmente recibí una llamada el sábado 1 de junio para comunicarme que era el ganador del concurso con Fukushima, un juego pequeño, abstracto, de minorías, que se explica en dos minutos y se juega en diez”. No resulta extraño que David sienta ahora una “felicidad máxima y agradecimiento a toda la organización del concurso, en especial a Oriol Comas, por su tiempo y dedicación máxima”. Y por supuesto, desde aquí anima a todo el mundo a participar, porque “es una experiencia increíble”, sentencia.